Poner es Mejor que Poseer

La suscripción a Netflix para ver películas y series, la suscripción a Spotify para escuchar música y podcasts, la suscripción a Amazon Prime para hacer nuestros pedidos, y todo lo que queramos. Este modelo de negocio ya se aplica en varias industria y, por supuesto, la industria de la moda no es una excepción.